¿DÓNDE PONEMOS LOS ASOMBROS?

ENGLISH>>

La lectura fascinante es siempre un estímulo no solo para seguir leyendo sino también para construir el tejido de sueños y deseos que nos conforma como humanos. En esto hay todo un arte de imaginar mientras se lee, hay todo un arte de leer palabras, líneas, entrelineas, y significados encerrados entre las páginas de un libro... y un arte de reconstruir todo lo aprehendido durante la lectura, que más tarde se conforma a nuestra medida. De ahí la necesidad de una lectura activa que nos mantenga en dialogo con lo escrito, que nos haga sujetos y no espectadores pasivos frente al discurrir de páginas.
El reino del libro no tiene sus fronteras entre sus tapas sino que se extiende por la realidad circundante, arraigando castillos en el aire.

(epífora)  

(epífora)  

De la curva de sus fiebres...  

Al altar de la garganta...  

Al altar de la garganta...  

Encinta...  

Encinta...  

Entre los párpados...  

Entre los párpados...